Universidades


Las empresas pequeñas y medianas (pymes) de Alemania consideran a la falta de trabajadores capacitados como su mayor desafío, y esperan que el ingreso de extranjeros alivie la escasez.

Más de dos terceras partes de las pymes, el pilar de la economía alemana, tienen dificultades para reclutar a trabajadores calificados, por lo que quedan sin cubrir 360 mil vacantes, de acuerdo con la encuesta de Ernst & Young (EY) hecha a 3 mil pymes alemanas.

Las empresas calculan que las pérdidas de ingresos debido a la escasez de mano de obra calificada ascienden a cerca de $50 mil millones de euros al año. “La escasez de habilidades ha amenazado durante mucho tiempo a las pymes alemanas, sobre todo en las áreas rurales”, dijo el socio de EY, Peter Englisch.

La encuesta dice que el 55% de las pymes alemanas esperan que los extranjeros que llegan a Alemania contribuyan a aliviar la escasez de trabajadores calificados. Cerca del 85% dijeron que están dispuestas a contratar extranjeros. “Mucha gente que es joven y desea aprender viene a Alemania. Eso podría revivir el mercado laboral”, afirmó Englisch.